Abogado de Nallar anuncia una ‘pausa’ como en el caso y denuncia que es amedrentado

 Abogado de Nallar anuncia una ‘pausa’ como en el caso y denuncia que es amedrentado
Abogado de Nallar anuncia una ‘pausa’ como en el caso y denuncia que es amedrentado

El abogado denuncia públicamente que los investigadores del triple asesinato en Porongo quieren citarlo como testigo en el caso, en tanto, argumenta que lo están coartando al derecho al trabajo y por ética no puede declarar en contra de su cliente

Carlos Antelo, uno de los abogados de Misael Nallar, acusado del triple asesinato de policías en Porongo, anunció que se tomará una pausa como abogado del imputado, decisión que asegura tomar para precautelar la salud de su madre y para evitar que los amedrenten. Además, porque los investigadores del caso (Policía, Fiscalía) quieren citarlo en calidad de testigo, situación que asegura que vulnera la ética de la abogacía porque no puede declarar en contra de su cliente.

«Tomo esta decisión, es una decisión unilateral y personal debido a la sanidad mental de mi señora mamá y de acuerdo a las declaraciones vertidas por las autoridades pertinentes que dicen que mi persona puede ser llamada (a declarar) como testigo», manifestó Antelo en entrevista con la red Unitel.

Antelo explica que a raíz de que su mama se encuentra delicada tras sufrir un colapso nervioso, sumado a que padece una enfermedad terminal de base, es que decide tomar la pausa en la defensa de su cliente. “Yo estoy acostumbrado a llevar todo tipo de proceso, a recibir todo tipo de presiones, pero mi mamá no y la madre no se toca. No me he apartado del caso, he hecho una pausa, es una decisión unilateral mía que ya lo comenté con mis colegas de la otra parte que asumen la defensa, se lo comunicaré a la familia en el transcurso del día”, dijo.

Aclaró que no es una renuncia al caso, sino que solo hace una pausa por tranquilidad de su familia y que él prefiere velar por la salud de ellos. “Esta pausa es hasta que mi madre se recupere, más me interesa su salud que ganar protagonismo en un caso”, recalcó.

Por otra parte, el abogado asegura que la posibilidad de ser citado como testigo violenta el código de la abogacía en el Art. 270 del Código de Procedimiento Penal. «El artículo dice que nosotros, como abogados, no podemos ser testigos y más aun si guardamos secreto entre cliente y testigo, tiene que haber el secreto profesional. No me tienen que coartar el derecho al trabajo y en este momento lo están haciendo, no me están dejando trabajar, no están dejando que mi madre tenga una buena salud porque la han llamado, la han amedrentado y a mi también lo han hecho», denunció Antelo.

Acotó que esta figura es imposible que se haga, porque en el Art 8 del Código de Ética de la Abogacía señala que nadie puede declarar contra su propio cliente, lo mismo que se resalta en la Ley del Ministerio de Trabajo, donde los abogados no pueden ser testigos en ninguna instancia del proceso. «Somos como un confidente de nuestro cliente, no podemos ir a declarar en su contra porque sería como patrocinio infiel y ahí sí yo podría ser procesado, pero el ser llamado como testigo no es constitucional, no es legal», manifestó.

Además, recalcó que él, en sus declaraciones ante los medios de comunicación y en audiencia cautelar no había asegurado que Nallar tenía en su poder su celular. «Yo, en todas las declaraciones que di al vivo jamás manifesté eso, sino más bien manifesté lo que se encontraba en el muestrario de prueba», dijo. Sobre el celular supuestamente perdido de Nallar, indicó que en la audiencia se argumentó que el móvil era de otro coimputado y no de su cliente.

Señaló que es menester de la Policía investigar y encontrar el celular de Nallar. «El que tiene que probar la culpabilidad del señor Nallar es la Policía y los señores representantes del Ministerio Público, ellos tienen que elevar los suficientes elementos de convicción para que él sea declarado culpable o no, porque lo que se ha elevado hasta ahora son puros indicios, que son válidos para determinar si se va detenido preventivamente o no, pero él no deja de ser tratado como inocente en todo momento hasta que se demuestre lo contrario», manifestó.

Antelo indicó desconocer si Nallar tuvo contacto con alguien de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (Felcn), pero confirmó que sí hubo una entrega dirigida y que para ello sí hubo una comunicación con un efectivo de la Policía. «Ha habido una comunicación con el efectivo de la Policía para que haya una entrega dirigida porque él (Nallar) temía por su vida, lo han dicho en las redes sociales, no me lo estoy inventando, gracias a Dios salió de la boca de la misma autoridad, y él lo conduce a celdas policiales, pero nunca manifestó tampoco que Misael Nallar se encontraba sin celular», dijo.

Recalcó que cuando se detiene a alguna persona, en la Policía le quitan hasta las trenzas de tus zapatos por temor a que atente contra su vida, además que tampoco podría entrar alguien con celular a la celda. «Deberían preguntarle al efectivo policial que lo aprehendió (a Nallar) si tenía o no un celular, eso deberían investigarse antes de llamar a los abogados como testigos coartándonos el derecho al trabajo», sostuvo.

Sin embargo, adelantó que ya no emitirá más declaraciones sobre si Nallar tenía o no su celular, a fin de evitar controversias, e insiste que es la Policía la que debe brindar ese detalle. “El que tiene que conocer es la persona que dirigió la entrega, porque con él se comunicó, no fue conmigo, yo no dirigí la entrega. A mí me contrataron cuando (Nallar) ya estaba detenido, para asumir la defensa de audiencia de medidas cautelares, porque ya era un traslado eminente, ya se venía un secreto a voces. Mi persona, que tiene especialidad en estos temas penitenciarios, asume la defensa”, finalizó.

Fuente: El Deber

Comentar

PAT Digital

Related post