Alejandra Guzmán suspendió un recital porque se le salió la cadera en pleno concierto

 Alejandra Guzmán suspendió un recital porque se le salió la cadera en pleno concierto

La artista mexicana sufrió una repentina caída en medio de un concierto en Estados Unidos mientras cantaba. Cuando no pudo reincorporarse por sí misma, debió ser ayudada por su equipo y más tarde trasladada en ambulancia

La cantante mexicana Alejandra Guzmán sufrió una caída durante un concierto en vivo. La artista debió ser ayudada por su equipo y posteriormente trasladada a un recinto hospitalario.

La artista se presentaba en el evento de la Fundación Herencia Hispana en la ciudad de Washington, Estados Unidos. Mientras interpretaba la segunda canción de su repertorio realizó un paso de su coreografía que la hizo caer de rodillas.

Alejandra Guzmán suspendió un recital porque se le salió la cadera en pleno concierto

Antes de que cayera completamente, la cadera de ‘la Guzmán’ fue la primera en recibir el golpe. En los últimos año, ha tenido que atravesar varias cirugías de cadera y le fueron puestas dos prótesis de titanio. En ese momento fue llevada a un hospital en ambulancia.

En 2009 se sometió a un aumento de glúteos, que resultó mal ya que casi pierde la vida debido a que su piel y músculo empezaron a necrosarse porque le fueron inyectados polímeros.

Guzmán se ha sometido a alrededor de 40 cirugías en los glúteos y cadera, ya que nunca se le ha podido extraer por completo la sustancia que constantemente le provoca infecciones.

En 2013, se le colocó su primera prótesis de cadera, pues su hueso estaba muy desgastado debido a los problemas de salud que ya sufría y también por su trayectoria como bailarina.

En 2016 ingresó a quirófano nuevamente para que le fuera colocada la segunda prótesis.

A inicios de 2019, debido a una de sus anteriores cirugías que no había sanado correctamente, le informaron que debían amputarle una pierna; sin embargo, lograron rescatar la extremidad.

En julio de este año, Alejandra Guzmán dio a conocer que mientras realizaba el Perrísimas Tour, junto a Paulina Rubio en Estados Unidos, estaba viviendo un infierno, pues los dolores en la cadera eran tan fuertes que, al finalizar la gira, tuvieron que operarla nuevamente.

A pesar de eso, la cantante decidió volver a bailar y practicar las coreografías de sus presentaciones, y aunque ha confesado que los dolores persisten, no quiere dejar de lado su faceta como bailarina.

Fuente: El Deber

Comentar

PAT Digital

Related post