Autoridades dicen que camión intentó romper el cerco y por eso abrió fuego contra sus llantas y tanque de combustible

 Autoridades dicen que camión intentó romper el cerco y por eso abrió fuego contra sus llantas y tanque de combustible

El viceministro de Lucha Contra el Contrabando y la presidenta de la Aduana justifican el operativo del miércoles en Santa Cruz. Una persona resultó fallecida producto de la intervención

Autoridades nacionales sostienen que el camión cargado con cerveza de contrabando, decomisado el miércoles, 20 de abril, en la madrugada en Santa Cruz, intentó romper el cerco creado por funcionarios de la Aduana y efectivos de las Fuerzas Armadas, razón por la que se abrió fuego contra sus neumáticos y tanque de combustible.

La intervención dejó una persona fallecida y tres detenidos, y tuvo lugar en un domicilio, ubicado cerca del Cambódromo, donde se secuestraron cerca de 40 toneladas de bebidas alcohólicas internadas ilegalmente al país.

“Este camión de alto tonelaje, al tratar de romper el cerco, atentó contra los funcionarios de la Aduana y los efectivos de las Fuerzas Armadas. Ante esta necesidad y legítima defensa, efectivos militares hacen uso de sus armas de fuego, pero no disparan a las personas, disparan a las llantas y al tanque de combustible, para frenar la fuga de este motorizado”, dijo el viceministro de Lucha Contra el Contrabando, Daniel Vargas.

Al respecto, la titular de la Aduana, Karina Serrudo, aseguró que se cumplieron todos los protocolos y la normativa para efectuar el operativo, y lamentó el ataque que personas realizaron a funcionarios para impedir el decomiso de la mercancía.

“Nosotros esta mañana (jueves) hemos presentado una ampliación al fiscal por el delito de contrabando agravado, porque hubo un ataque de los contrabandistas hacia todo el personal (funcionarios, militares y efectivos policiales) que estaban resguardando el domicilio”, explicó.

El camión de alto tonelaje quedó bajo custodia del Ministerio Público, que indaga las circunstancias en las que se produjo el desenlace fatal. El fallecido fue identificado como Jorge Alberto Flores (27).

El informe oficial indica que “ocho funcionarios civiles de la Aduana Nacional, seis efectivos de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional cercaron el depósito, previa solicitud de apoyo”, quienes actuaron en “legítima defensa”, según el viceministro.

Fuente: El Deber

Comentar

PAT Digital

Related post