El incendio en Normandía obliga a evacuar personas y desata males respiratorios

 El incendio en Normandía obliga a evacuar personas y desata males respiratorios

Entre cinco y siete vecinos de la zona aledaña al exvertedero fueron derivados a hospitales. Se desplazó brigadas de salud para la atención inmediata y para sacar a los afectados. La investigación identificará las causas y a los responsables

Los males respiratorios son la mayor afectación del incendio en el depósito de llantas de Normandía. Algunos vecinos recibieron atención de emergencia, pero otros simplemente lo enfrentan desde sus casas a la espera de que el viento limpie la densa humareda.

Sara Rodríguez, que tiene una chanchería, fue una de las primeras en percatarse del fuego, al promediar las 23:15 del domingo, y de inmediato pasó la voz de alerta. “Mi hijo se comunicó a las 23:20 con los guardias del exvertedero y le indicaron que acudirían a verificar. A esa hora el fuego era reducido. Después, cerca de la medianoche pedí ayuda a los bomberos, a Vega-Solví y a Emacruz, pero nadie me contestó. Cerca de las 03:00 llegaron los bomberos”, contó la mujer que tuvo que ser socorrida debido a una hipertensión.

Asegura que, además de los equipos de emergencia que llegaron a prestar auxilio, fue importante la ayuda de vecinos y mototaxistas que también estuvieron en primera línea.

Señaló que cuatro de sus hijos sufrieron desmayos y que varios de sus animales se encuentran afectados por la humareda. “Los chanchos estaban tendidos en el piso. Los estamos recuperando solamente con agua”, acotó.

Otro de sus vecinos señaló que les preocupan las consecuencias que pueden tener en su salud, principalmente en los pulmones.

Las brigadas de salud de la Alcaldía ayudaron a evacuar a varias familias y les brindaron atención médica. Un bus de la comuna se encargó de trasladarlos hasta los puestos habilitados.

Willy Alcibia, de ocupación constructor, fue uno de los evacuados. “Estábamos encerrados aguantando la humareda, pero uno de los niños se intoxicó y tuvimos que salir”, señaló el hombre que tiene de visita a sus sobrinos que llegaron de vacaciones a la capital cruceña.

Lino Jaldín, del barrio Valle del Sur, relató que la noche del domingo comenzó a sentir que el humo entraba a su casa y este lunes tuvo que acercarse a uno de los puestos de emergencia. “He estado cerca al humo y ahora me levanté con molestias en la garganta”, manifestó.

América Rodríguez, que vive en la urbanización Edén I, se recupera de una afectación a sus vías respiratorias. Dijo que favoreció mucho al cambio de dirección del viento. “Mi cuarto queda al lado de la calle y por la ventana entró la humareda”, indicó.

Asegura que su esposo y sus cuatro hijos también sufrieron molestias en las vías respiratorias.

El alcalde cruceño, Jhonny Fernández, visitó el lugar del siniestro donde se guardaban alrededor de cuatro millones de llantas. Dijo que se evacúo a las personas afectadas por el humo y las brigadas médicas llegaron para brindar la atención necesaria. “Hemos desplazado a todos los equipos médicos y paramédicos para que hagan la atención como corresponde”, remarcó.

Reportó que unas cinco personas fueron evacuadas a distintos centros de salud por el aire tóxico que desprende la quema de llantas, a quienes se les está cubriendo los gastos médicos, pero continúan haciendo un rastrillaje para ver si hay más afectados.

Al respecto, los vecinos aseguran que son alrededor de siete personas las que han tenido que buscar atención, porque las quemas de estos neumáticos emanan monóxido de carbono, dióxido de carbono y dióxido de azufre que afectan a las vías respiratorias.

Sobre las consecuencias para la salud que puede provocar la inhalación de estos gases provocados con la quema de llantas, el secretario municipal de Salud, Roberto Vargas, indicó que pueden producir efectos agudos, que en algunas personas se desencadenan con mayor fuerza que en otras, esto dependiendo de la patología o enfermedades de base que tenga.

Sostuvo que, además de las brigadas, se ha desplazado a un toxicólogo para que haga estas evaluaciones. En un primer informe, dijo que fueron siete los pacientes que han sido derivados a centros de salud, como el Hospital del Plan Tres Mil.

Las autoridades señalaron que el personal de la Alcaldía se mantendrá por varios días vigilando la zona para evitar otro desastre. “Lo que tenemos que ver es que la investigación arroje un resultado para saber de dónde y por qué se generó este incendio. He solicitado a la Policía que se haga la investigación, los peritos están trabajando en el tema y hay que identificar a los responsables de este hecho”, puntualizó el alcalde.

Planta de trituración

Hace tres años se inauguró un nuevo relleno sanitario ubicado en el distrito 14, zona de San Miguel de los Junos, y con ello Normandía entró a un plan de cierre donde solo reciben material reciclable.

Cuenta con una trituradora de neumáticos, pero la Empresa Municipal de Aseo de Santa Cruz (Emacruz) dijo que no se había puesto en marcha porque la Alcaldía de Santa Cruz de la Sierra no cuenta con una alianza público privada para poder comercializar el producto. Hasta la fecha se había contabilizado un total de cuatro millones de llantas acumuladas en este lugar.

El alcalde volvió a reiterar que en las próximas semanas se conocerán algunos avances en los proyectos que permitirán incorporar nuevos equipos e inversiones. “Permitirá multiplicar el esfuerzo de la trituración y la transformación de la materia prima para comercializarla y no tenerla almacenada”.

Indicó que hay empresarios que han hecho propuesta para sacarle provecho a las llantas.

Fuente: El Deber

Comentar

PAT Digital

Related post