Urgen diálogo con Arce para evitar el paro y ajustar fecha censal

 Urgen diálogo con Arce para evitar el paro y ajustar fecha censal

Si se lleva adelante el paro el próximo 25 de julio, la Policía anunció que hará respetar el derecho constitucional al libre tránsito. Desplegarán a los uniformados “que sean absolutamente necesarios” para hacer cumplir esa norma

“El diálogo es urgente”. Ese es el espíritu de la carta enviada ayer por Vicente Cuéllar, rector de la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno (Uagrm), al presidente Luis Arce. La idea es acortar el tiempo de espera para la realización del próximo censo y, de esta manera, evitar el paro de actividades del próximo 25 de julio.

La medida de presión fue acordada por la institucionalidad cruceña para pedir la anulación del Decreto 4760 que pospuso la gran encuesta hasta 2024. La fecha inicial fue establecida para el 16 de noviembre de este año, pero el Instituto Nacional de Estadística (INE) estaba lejos de cumplir con la actualización cartográfica y tampoco se habían “socializado” las preguntas de la boleta censal, de acuerdo con fuentes oficiales.

Cuéllar expresó el interés de celebrar la reunión “hasta el día viernes 22 de julio” y, en ese marco, solicitó la participación del ministro de Planificación, Sergio Cusicanqui, así como los altos ejecutivos del Instituto Nacional de Estadística (INE). El rector afirmó que se trata de “entender los argumentos” que se invocaron para posponer el censo y hallar soluciones conjuntas que permitan celebrar la encuesta “de manera transparente y oportuna y en el menor tiempo posible”. De este modo, no descartó la posibilidad de aceptar una prórroga, pero hasta el primer semestre de 2023.

“Consideramos que esta reunión debe realizarse en el afán de evitar las medidas de presión anunciadas para el próximo 25 de julio, iniciando con un paro departamental”, remarcó Cuéllar,

El comandante de la Policía, general Orlando Ponce, adelantó que si se declara el paro su institución tomará acciones de acuerdo con la Constitución. “Que quede claro, se tiene que garantizar el libre tránsito en Santa Cruz”, dijo.

La cumbre de las instituciones cruceñas decidió delegar la representación regional a la Universidad ante la necesidad de encarar la demanda del censo de manera técnica y no en el ámbito político.

La viceministra de Comunicación, Gabriela Alcón, informó ayer que el presidente recibirá este viernes a los rectores del sistema universitario para abordar una agenda “académica y educativa” que estaba pendiente y que espera reunirse con los alcaldes de las ciudades capitales que son parte de la Asociación de Municipios de Bolivia (AMB), en una fecha que no fue definida. “Eso está confirmado y vamos a hacer pública la fecha de la reunión”, apuntó.

Respecto a la propuesta de ajustar el decreto para que el censo se haga en 2023, Alcón explicó que, por ahora, existe una decisión que está sustentada por la decisión que asumió el Consejo Nacional de Autonomías (CNA) que planteó la postergación hasta 2024.

“Hay un pronunciamiento y vamos a mostrar con el Ministerio de Planificación los avances en ese sentido. Lo otro (el censo para 2023) tiene otros escenarios” para su valoración.

El portavoz del presidente, Jorge Richter, anunció el pasado fin de semana una reunión con los alcaldes de la AMB. La cita tenía que haberse desarrollado ayer, pero las autoridades locales pidieron un tiempo para trabajar en un consenso previo sobre el censo.

“Hemos planteado tres ‘C’: confiabilidad, consenso, cartografía actualizada. Ninguna de esas condiciones cumplía el censo 2022, pero tampoco parece posible que el censo se haga en 2024, porque no se puede esperar tanto para la asignación de escaños”, afirmó.

El acalde de Sucre, Enrique Leaño (MAS), que es presidente de la Federación de Asociaciones Municipales (FAM), cerró la posibilidad de ajustar la fecha del censo, pero la Asociación de Municipios de Santa Cruz (Amdecruz) definirá su postura hoy.

Fuente: El Deber

Comentar

PAT Digital

Related post